Anulación

Una condonación de la deuda del préstamo, una anulación y una condonación de la deuda del préstamo en su totalidad, todos refieren a la anulación de la obligación del prestatario para el pago de la totalidad o una parte del capital restante y de los intereses adeudados de un préstamo estudiantil, aunque por lo general se utilicen en diferentes contextos.

Una “anulación del préstamo” y una “condonación de la deuda del préstamo” generalmente se refieren a la cancelación de la obligación del prestatario para el pago de parte o la totalidad del monto adeudado de un préstamo si el prestatario trabaja a tiempo completo durante un período de tiempo determinado en ciertas ocupaciones o para ciertos tipos de empleadores. Una “anulación del préstamo” generalmente se utiliza en referencia a los diversos beneficios de una anulación del Programa de Préstamos Perkins. Una “condonación de la deuda del préstamo” generalmente se utiliza en referencia al Programa de préstamos del Direct Loan Program y al Programa de Condonación de Préstamos a Docentes o al Programa de Condonación de Préstamos por Servicio Público del Direct Loan Program. Los prestatarios no están obligados a pagar el impuesto sobre los ingresos por los montos de los préstamos que se anulen o condonen en función de un empleo calificado.

La “condonación de la deuda del préstamo en su totalidad” en general se refiere a la anulación de la obligación del prestatario de pagar parte o la totalidad del monto restante adeudado de un préstamo debido a circunstancias tales como el cierre de la institución educativa, la certificación falsa de la institución educativa respecto del derecho de participación del prestatario para recibir un préstamo, la incapacidad de la institución educativa para pagar un reembolso del préstamo según se le ha exigido, o el fallecimiento, una discapacidad total y permanente, o la insolvencia del prestatario. En algunos casos, una condonación de la deuda del préstamo en su totalidad también puede brindar derecho a un prestatario a recibir un reembolso de los pagos realizados anteriormente sobre un préstamo. Según el tipo de condonación de la deuda del préstamo, el monto de un préstamo que se condona puede considerarse como ingreso tributable.